jueves, 12 de abril de 2012

"Hola...¡tenemos un puma encerrado en una jaula!"

Así es como comenzó la historia de esta pumita que quedó atrapada en una jaula que, horas antes, había sido activada en busca de chanchos jabalíes.
Con mucho esfuerzo, pero no menos entusiasmo, logramos liberarla a unos pocos kilómetros del lugar de captura, devolviéndole así su liberdad.
Aquí un video del momento de la liberación.


Hoy, no sabemos cuál es su estado y difícil es saberlo sin un plan de monitoreo acorde a la especie. Sin embargo sí estamos seguros de que, junto a la buena voluntad de los dueños de la estancia, pudimos evitar que sus días terminen dentro de esa jaula!

¡AYÚDENOS A AYUDARLOS!